El día de un Súper Técnico de IT

El día de un Súper Técnico de IT

 Un técnico de IT llega a su oficina-almacén, analiza las incidencias programadas, se prepara para ellas y se dispone a solucionar y mantener los equipos informáticos y tecnológicos de sus clientes. Un servicio apasionante y necesario para cualquier empresa de hoy en día.


Las empresas necesitan mantener de una manera óptima el funcionamiento de sus equipos técnicos. Cualquier fallo, cualquier situación en la que no actúen al 100% como deberían, puede dar resultados negativos para la organización. Aquí es donde entra en juego el servicio de mantenimiento y soporte técnico.


Técnicos profesionales de Keycoes


El perfil de un técnico de Keycoes es de una edad comprendida entre los 25 y 40 años, para un total de 150 activos propios con plena disponibilidad. Cuentan con un nivel de estudio de FP2 especializados en cada sección, como puede ser electrónica o en red. Pero algo muy importante es la formación continua, para estar siempre preparados para dar una solución eficaz a problemas actuales y que disponen de una experiencia previa de dos años en temas de reparación. De esta forma están listos para atender cualquier circunstancia en la que tengan que desarrollar su conocimiento aprendido.


En este sentido, los técnicos de Keycoes cuentan con una gran preparación para atender cualquier necesidad y resolver incidencias. El servicio de mantenimiento y soporte externo cuenta con las mayores garantías.


 





Cómo trabaja un técnico de campo


A cada técnico se le asigna una serie de incidencias en función de las prioridades desde el Centro de Atención Unificada (CAU). De esta forma, una vez llega al puesto de trabajo ya tiene predeterminada la ruta a seguir en función de las necesidades. Aunque el horario que se abarca es de 7,30 a 20h dividida en turnos, existen guardias solapadas para clientes que tengan contratado el servicio de 24 horas los 7 días de la semana.


La ruta de cada día queda registrada en una tablet, la cual tiene geolocalización para que desde la central se tenga total control de las visitas e incidencias. Todo esto además lleva una preparación. Antes de iniciar la ruta el técnico recopila todo lo que va a necesitar para poder reparar o resolver la incidencia técnica en el equipo afectado. Posteriormente realiza la ruta por orden de prioridad, como hemos mencionado.


El tiempo medio de intervención es de 60-90 minutos. En caso de que un equipo no pueda ser reparado en el lugar, el técnico deja uno provisional para que el cliente pueda seguir trabajando con normalidad hasta que el suyo esté arreglado. El objetivo principal de los técnicos de Keycoes es dejar la incidencia solucionada y darla por solventada en el menor tiempo posible. De esta forma los clientes no tienen que interrumpir la actividad más allá de lo estrictamente necesario.